11 razones para contratar a una Inmobiliaria

 

Leyendo los comentarios de los lectores de los diarios digitales sobre artículos relacionados al mercado inmobiliario, es una constante encontrar opiniones adversas a la actividad de las inmobiliarias, algunas de ellas rayanas en la agresividad.

¿Son justas esas apreciaciones?

Generalmente, están cargadas de "agresividad" originada en una mala experiencia personal o en la repetición de experiencias escuchadas de otras personas. Recordemos que la buena noticia (un usuario de una inmobiliaria que haya quedado satisfecho con su servicio) no se difunde y una mala noticia se difunde a muchos.

El centro de la discusión son los honorarios y la "aparente facilidad" con la que hace el trabajo el agente inmobiliario, lo que equivale a pensar que se obtiene sin mayor esfuerzo una renta excesiva en  cada operación.

Como todas las actividades, si uno recibe un buen servicio el honorario queda justificado; cuando ocurre lo contrario, el honorario es excesivo.

Repasemos cuáles son las ventajas de que un asesor inmobiliario profesional intervenga en una operación inmobiliaria:

     1. EXPERIENCIA Y CONOCIMIENTO

Usted no tiene que saber todo acerca de vender o comprar inmuebles, pero el agente inmobiliario sí conoce todo lo referente al proceso de compra-venta, por lo que usted tendrá una visión exacta de la situación del mercado inmobiliario en el área de influencia de su inmueble. El Agente Inmobiliario preparará la tasación del inmueble realizando un estudio de mercado que da a la propiedad un posicionamiento real para su comercialización.

Desde la Inmobiliaria se revisará la documentación del inmueble y se pedirán los informes correspondientes al Registro Nacional de la Propiedad para asegurarle al propietario que la transacción se podrá efectuar sin inconvenientes.

Por lo general, todos van cobrar mas o menos lo mismo por sus servicios. ¿Porque no contratar a una persona con mayor experiencia y conocimiento del mercado inmobiliario que usted? Todos deseamos tener mas tiempo libre para disfrutar de nuestra familia, con nuestros amigos y contratar un profesional nos regala este precioso tiempo.


 

     2. ES UNA BARRERA PROTECTORA

Si usted es un vendedor, su asesor inmobiliario protege su propiedad de visitantes curiosos o turistas inmobiliarios. Va a filtrar todas las llamadas e identificar quien es realmente un prospecto comprador y tratar de inducir que esos compradores serios presenten la oferta.  

Si usted es un comprador de nuevos proyectos, o desea comprar un inmueble residencial o es inversionista, su asesor  inmobiliario va a representar y defender sus intereses ante los constructores y ante los otros asesores. Sabiendor que dicha propiedad se oferta en el mercado sobre la base de títulos perfectos: no hay embargos ni inhibiciones que afecten la transferencia del dominio, ni habrá anormalidades con los propietarios (por ejemplo, titulares fallecidos, titulares que no están disponibles para la firma).

     3. CONOCIMIENTO DE LA COMUNIDAD

Su agente inmobiliario posee conocimiento detallado de la comunidad y conoce donde buscar la información relacionada con la industria inmobiliaria en el área.

Puede identificar los inmuebles comparables en venta o alquiler, datos demográficos, información sobre colegios, parques, iglesias, gimnasios, donde comprar, donde cenar etc. y suministrarle toda esta información a usted.

     4. GUÍA PARA DETERMINAR EL PRECIO

Contrario a lo que muchas personas creen, su agente inmobiliario NO fija el precio de una propiedad ni para el vendedor ni para el comprador. Sin embargo, ayuda al cliente a determinar el precio correcto, ideando una estrategia de negociación, basado en la ley de la oferta y la demanda, en las condiciones del mercado  y en las condiciones de la negociación.

     5. INFORMACIÓN SOBRE LAS CONDICIONES DEL MERCADO

Su agente inmobiliario le informará de las condiciones del mercado, lo cual va a determinar el proceso de compra-venta y muchos factores van a determinar como proceder. Datos como el precio promedio del metro cuadrado de inmuebles similares en la zona, precio average de venta, entre otros, son factores que tendrán una gran influencia en lo que en última instancia usted decida hacer.

     6. NETWORKING PROFESIONAL

Su agente inmobiliario interactúa con otros profesionales, muchos de ellos  proveen servicios que usted puede necesitar, le puede recomendar a ciertos profesionales o compañías porque sabe que proveedores gozan de buena reputación por ser eficientes, competentes y con precios competitivos.

Puede darle una lista de referencias de aquellos profesionales con los cuales ha trabajado y proveerle información que lo ayude a hacer una buena selección.



 

     7. CONFIDENCIALIDAD Y HABILIDADES PARA NEGOCIAR

Proporciona una visión realista e imparcial acerca de la propiedad del cliente y le brinda opciones. A diferencia de los compradores y vendedores, un agente no tiene sentimientos de apego hacia la propiedad.

 Cuenta con los conocimientos necesarios para ayudarle a formular las preguntas correctas.

Al ser una tercera persona, los compradores potenciales tienen la confianza de decirle al agente la verdad acerca de la propiedad, inclusive si es poco favorecedora. Este punto de vista objetivo ayudará al propietario a realizar los cambios necesarios para lograr que su propiedad se venda.

El buen agente inmobiliario no es un mensajero, entrega la oferta de los compradores a los vendedores y viceversa, es un profesional que está capacitado para presentar los casos de sus clientes de la mejor manera y se compromete a mantener información confidencial del cliente resguardada de los intereses de la competencia.

     8. MARKETING Y PUBLICIDAD

Cuando contrata los servicios profesionales de una inmobiliaria ellos cubren todos los gastos de marketing y publicidad de su inmueble.

Desarrollarán un plan de comercialización de la propiedad, que significará: creación de la presentación del inmueble, publicidad en portales de internet, en redes sociales,  publicación en medios gráficos, compartir la oferta del inmueble a su red de contactos y la organización de las visitas visitas a la propiedad.

Teniendo en cuenta el clima de inseguridad imperante, el agente inmobiliario pondrá cuidado en la organización de las visitas a la propiedad.


     9. MANEJO DE TODA LA DOCUMENTACIÓN

Desde la inmobiliaria se le informará de toda la documentación que se requiere para vender, para comprar o para alquilar. Desde quienes son los vendedores y los compradores, si es persona natural o jurídica, edades, estado civil, tipo de inmueble, etc. hasta la documentación inherente al inmueble: documento de propiedad, solvencias, entre otros.

Un pequeño error u omisión puede costarle mucho dinero y hasta la perdida de la negociación.

    10. ACOMPAÑAR AL CLIENTE DESDE PRINCIPIO A FIN EN TODO EL PROCESO Y RESPONDER TODAS LAS PREGUNTAS ANTES Y DESPUES DEL CIERRE

Aún las transacciones más suaves, que se ejecutan sin muchas complicaciones se pueden volver en su contra. Su agente no solo lo debe guiar sino también acompañar en todo el proceso de compra-venta o el proceso de alquiler, responder todas sus preguntas e inquietudes antes, durante y después del cierre.

Le informará si tiene que registrar su nueva propiedad ante algún organismo, pago de impuestos por inmuebles, transferencia de los servicios, etc., y le responderá cualquier otra pregunta que pueda surgir después del cierre de la operación.

Los profesionales están allí siempre listos para asistirlo y no lo dejaran solo después de cerrado el negocio.

     11. CULTIVAR BUENAS RELACIONES PARA NEGOCIOS FUTUROS

La base del éxito de la carrera de un Asesor Inmobiliario son los contactos generados. Pocos agentes sobrevivirían si dependieran solamente de los nuevos negocios. Por eso, es importante el boca a boca, sabiendo que si un cliente está contento informará a otros allegados y se generará una red de contactos.

Es un incentivo para los Asesores hacer felices a sus clientes y mantenerlos satisfechos, significa que si un Asesor se mantiene en el mercado inmobiliario estará allí para cuando usted lo necesite otra vez. Muchos enviaran correos y boletines sobre el mercado inmobiliario o sobre la comunidad para mantenerlo informado y para estar en contacto.

 

Si no lo convencen estos argumentos el propietario o el comprador tiene la libre elección de vender o comprar el inmueble por su cuenta, para lo cual tendrá que dedicarle tiempo y aprendizaje sin poder garantizar un feliz término de su gestión, recordando el sabio refrán que a veces lo barato sale caro.